Cargando...
 
12/04/20 Comunicado

Ventas minoristas pymes:
resultados del mes de marzo 2020

Fue un mes atípico, con 19 días de actividad ya marcada por el Covid-19 y 12 días en cuarentena. En ese contexto, las ventas cayeron 48,7% anual en el mes, medidas a precios constantes. Incluye tanto modalidad online como en locales físicos.

Fue un mes atípico, con 19 días de actividad ya marcada por el Covid-19 y 12 días en cuarentena. En ese contexto, las ventas cayeron 48,7% anual en el mes, medidas a precios constantes. Incluye tanto modalidad online como en locales físicos. Desde CAME estimamos que por cada día de aislamiento preventivo en marzo el comercio minorista perdió ventas por $10.360 millones. A su vez, sólo el 24% de los negocios pudo cubrir la totalidad de sus cheques y el 74% de las pymes cree que una vez finalizada la cuarentena tardarán más de cinco meses en volver a la normalidad.

Las cantidades vendidas por los comercios minoristas cayeron 48,7% en marzo frente a igual mes de 2019, medidas a precios constantes.

Así surge de la medición de CAME en base a 1100 negocios de todo el país relevados entre el miércoles 1/04 y el viernes 10/04 por un equipo de 30 encuestadores localizados en las capitales del país, GBA y CABA.

Las ventas estuvieron muy marcadas por la restricción de circulación de gente y luego la cuarentena que obligó a cerrar a gran parte de los rubros.

En ese contexto, y siendo que la crisis alcanzó a todos los sectores pero se profundizó entre aquellos que no pudieron trabajar, desde CAME este mes presentamos una encuesta realizada a los comercios

Variación anual de las ventas minoristas pymes
Marzo 2020 a precios contantes de 2019

Consideraciones de la Encuesta Cualitativa a Pymes por el Covid-19

Según la encuesta realizada a los comercios relevados, el 44% no pudo cubrir ningún cheque desde la cuarentena, y sólo 24% cubrió la totalidad.

El 76% de las empresas no cubrió todos sus cheques

En cuanto a las líneas de ayudas y crédito anunciadas, no terminan siendo un gran aliciente para los comercios pymes. Las líneas al 24%, el 71% no las solicitó, en buena medida porque no creen que las consigan o les parecen costosas. Y en cambio solo el 3% las obtuvo y sin inconvenientes.

Más expectativas hay en las ayudas para pagar salarios: el 45% de las pymes consultadas planea solicitarlas.

Un último punto relevado, fue el plazo esperado para la recuperación de la empresa, donde el 5,5% cree que ese proceso tardará más de seis meses.

Sólo el 6,3% de los comercios cree que la recuperación post cuarentena no llevará más de 2 meses

 

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 12 de abril de 2020

X
 
02/04/20 Comunicado

La falta de colaboración de los bancos está matando a las pymes

Frente la profunda crisis económica provocada por el coronavirus, las pequeñas y medianas empresas exigen que las entidades

Frente la profunda crisis económica provocada por el coronavirus, las pequeñas y medianas empresas exigen que las entidades bancarias actúen con responsabilidad y sensatez. "Hay que evaluar el efecto social de toda una cadena productiva y verlo en su conjunto. Una pyme que cierra es toda una cadena rota, necesitamos garantizar la salud de todos los argentinos y también la sustentabilidad del sistema", expresó el presidente de CAME, Gerardo Díaz Beltrán.

El contexto actual es el peor momento para pensar en la rentabilidad y menos para especular en salvarse solos u obtener ganancias de la tragedia.

Hoy la mayoría de las pymes no tiene ni liquidez ni ingresos para pagar sus obligaciones cotidianas. Solo en comercio pierde ventas por $10.500 millones en cada día de cuarentena. Y mientras eso ocurre, los bancos cortan la cadena de pagos rechazando cheques, incluso de sus mejores clientes. Esos cortes complican aún más la falta de ventas de la empresa y, sobre todo, ponen en riesgo la actividad de la empresa y de toda la economía cuando las ventas repunten.

Esa situación podría resolverse muy simplemente si los bancos autorizaran giros en descubierto automáticos momentáneos, tomándose el trabajo de hablar con cada uno de sus clientes entrampados en la cadena de cheques, colgados por lo que significó el cierre del clearing bancario  una semana. La solución exige colaboración y es posible.

El stock de cheques diferidos negociados por las pymes en poder de los bancos asciende al día de hoy a 220.000 millones de pesos. De este monto, entre el 40% vence en abril, es decir 88.000 millones de pesos, monto equivalente a apenas el 29% de las ganancias que obtuvieron los bancos el año pasado o inferior al margen financiero que manejaron las entidades en enero (último mes sobre los que hay datos).

Frente a esa realidad, CAME exige: 

1) Que las entidades financieras autoricen descubiertos automáticos en cuenta corriente para cubrir los cheques de sus clientes, especialmente de aquellos que siempre han cumplido.

2) Que las tasas por esos descubiertos no superen el 20% anual, que es la tasa de referencia que ofrece el Gobierno.

3) Que el Banco Central adecúe las normativas para posibilitar esa operatoria.

4) Que si es necesario, sea el mismo Banco Central quien garantice los fondos para que pueda sostenerse la cobertura de cheques.

5) Que los bancos garanticen rapidez para dar los créditos que autorizó el Gobierno en el paquete de medidas reciente.

"A la angustia por la pandemia le sumamos la incertidumbre de cientos de puestos de trabajo y del futuro de muchos argentinos", señaló Díaz Beltrán y agregó: "Ante la agonía de las pequeñas y medianas empresas, los bancos no muestran ningún gesto solidario para salvaguardar al sector más importante generador de empleo privado. En estos momentos necesitamos apoyo económico, no especulación. Si nosotros quebramos el Estado deja de recaudar para poder dar batalla a la pandemia destinando fondos al sistema de salud".

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 2 de abril de 2020

X
 
30/03/20 Comunicado

CAME propone la implementación de la “Billetera Virtual” en todos los comercios del país

Para mitigar la crisis económica, la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) plantea el uso de la plataforma transaccional y financiera, que por su metodología evita el contagio del Covid-19.

Para mitigar la crisis económica, la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) plantea el uso de la plataforma transaccional y financiera, que por su metodología evita el contagio del Covid-19.

Ante la imperiosa necesidad por el parate económico, tras la pandemia del Covid-19, desde CAME sugerimos que los comercios de todo el país acepten la instalación del sistema de pago de “Billetera Virtual”. De esta manera, tanto los clientes como los comerciantes no tienen contacto con medios físicos como billetes, monedas y tarjetas de débito o crédito.

Esta propuesta tiende a impulsar las ventas online de las pequeñas y medianas empresas, especialmente en el contexto actual en el que hay que evitar el contagio del coronavirus. En este sentido, este tipo de implementación es una medida justa para cuidar la salud de todos los argentinos, sobre todo los de mayor riesgo, sin dejar de lado el aspecto económico.

Cabe destacar que, mediante esta modalidad de pago, una vez efectuada la compra todos los comprobantes aparecen en el mismo momento en celulares o computadoras vinculadas para seguir manteniendo la declaración de las mismas, evitando así el uso de billete de papel.

Ante esto, y como ejemplo, CAME desarrolló su plataforma CAME Pagos que permite a un usuario generar su propia cuenta digital para enviar y recibir dinero desde y hacia cualquier cuenta bancaria. También se puede recibir pagos con todo tipo de tarjetas de débito y crédito, de manera presencial con un dispositivo POS y a distancia con un botón de pago que puede compartirse por Whatsapp o mail. Además, habilita para efectuar y recibir pagos con QR, entre otros servicios. Las operaciones implican una comisión del 1%, siempre al comercio, mientras que si se paga con débito el porcentaje es del 1,9% y con tarjeta de crédito es 2,9%.

COMISIONES

 

Para descargar la app:

http://redcame.org.ar/imgs/a2/webcame_clip_image002_0000.png      http://redcame.org.ar/imgs/a2/webcame_clip_image001_0000.png 

 

Para acceder al vídeo de presentación de CAME PAGOS, haga clic aquí

Para acceder a la web de CAME PAGOS, haga clic aquí.

De esta manera, desde la entidad más representativa de las pymes argentinas seguimos proponiendo ideas y acciones con herramientas concretas para continuar batallando, juntos, contra esta pandemia mundial.

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 30 de marzo de 2020

X
 
27/03/20 Comunicado

Aportes de CAME para cuidar la salud, la producción y el empleo

La Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) remitió propuestas al Poder Ejecutivo centradas, fundamentalmente, en dos fuertes preocupaciones: primero, las problemáticas asociadas a la posibilidad de hacer frente al pago de salarios en tiempo y forma y, segundo, los esfuerzos para sostener, en lo posible, la cadena de pagos.

La Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) remitió propuestas al Poder Ejecutivo centradas, fundamentalmente, en dos fuertes preocupaciones: primero, las problemáticas asociadas a la posibilidad de hacer frente al pago de salarios en tiempo y forma y, segundo, los esfuerzos para sostener, en lo posible, la cadena de pagos.

Las pymes representan el corazón del tejido económico de nuestro país ya que emplean a más del 70% de la población argentina. Ese único dato basta para generar todas las políticas necesarias para impulsarlas, fortalecerlas, y, al igual que la salud, cuidarlas en un momento tan complejo. Sin pymes no hay trabajo, y el trabajo es la única herramienta que sacará adelante al país cuando la pandemia sea un triste recuerdo.

Por eso, CAME acercó al Poder Ejecutivo una serie de medidas para ayudar a paliar los efectos que el necesario aislamiento social, preventivo y obligatorio tiene sobre la economía nacional y, particularmente, sobre la realidad de las pymes y sus trabajadores.

“Convencidos de que hoy también es momento de cuidar a las pymes, seguimos apoyando fervientemente las decisiones del Poder Ejecutivo en materia de salud y economía, siendo aliados, como principales representantes de las pymes nacionales, del cuidado de la estructura productiva a través de propuestas y herramientas concretas”, sostuvo el presidente de CAME, Gerardo Díaz Beltrán.

A continuación, las medidas solicitadas al gobierno nacional:

FINANCIAMIENTO DE CAPITAL DE TRABAJO: SALARIOS Y LEVANTAMIENTO DEL CLEARING BANCARIO

Sobre las líneas de financiamiento ya anunciadas exponemos la necesidad de: 
a)     Reducir la tasa de financiamiento a un TNA máxima del 10 %.
b)     Garantizar la capilaridad: llegar a todas las regiones del país a través de todos los bancos.
c)     Ampliar el porcentaje obligatorio a destinar a líneas de capital de trabajo (hoy en 50 %).
d)     Imponer una distribución del crédito que priorice empresas desde micro hasta medianas tramo 1, de todos los sectores productivos.
e)     Modificar los requisitos de acceso a la línea de financiamiento (o generar una línea adicional) para asegurar que puedan acceder todas las pymes cuyas calificaciones crediticias hoy las excluyen (tal como está, se presume que los fondos sólo llegarían a aquellas empresas que hoy están calificadas por las entidades para acceder a líneas de crédito).
f)      Crear un fondo de garantías del estado nacional que respalde dicha modificación en los requisitos de acceso o línea adicional, de modo que los bancos tengan incentivos/obligación de prestarle a aquellas pymes que hoy no se encuentran en condiciones de acceder.
g)     Establecer mecanismos complementarios para que los fondos que las aseguradoras (en general y las ART en particular) debían destinar a instrumentos pyme en el mercado de capitales, puedan canalizarse para cubrir parte del cese de ingresos de las pequeñas y medianas empresas mientras perdure el aislamiento social obligatorio y hasta que se logre recomponer la actividad.

Independientemente de ello, y de manera complementaria, se proponen otras acciones destinadas a ampliar el financiamiento disponible para hacer frente al pago de salarios en los próximos meses, así como también para asegurar que el restablecimiento del clearing bancario no implique la ruptura de la cadena de pagos:

A.- MEDIDAS PARA AMPLIAR FINANCIAMIENTO DESTINADO A CUBRIR SALARIOS

1-   Modificación del Programa REPRO para pymes de hasta 50 empleados. Se sugiere ordenar el programa en dos líneas:

A)  Línea para pymes en crisis tipo 1: programa actual (subsidio equivalente a 1,5 salarios mínimo, vital y móvil -SMVM-), pero con plazo acortado a tres meses: el beneficio se percibe por tres meses (prorrogable por autoridad de aplicación en función de la evolución de la pandemia), y el mismo plazo rige para el compromiso de no modificar la dotación de trabajadores. Por el monto que resta para cubrir el total del salario neto por cada trabajador, proponemos que las pymes alcanzadas por esta línea accedan al financiamiento previsto en la “Línea para pymes en crisis tipo 2”.

B)  Línea para pymes en crisis tipo 2: programa especial para empresas en crisis, pero en mejor situación relativa a las del grupo anterior. En este caso, a través del programa se accede a financiamiento a cuenta del estado nacional por el equivalente al salario neto de la totalidad de la dotación de trabajadores, con el compromiso de devolución en 12 cuotas a una tasa nominal anual máxima del 10%, una vez concluido el período de asistencia. La línea apuntaría a cubrir la demanda de financiamiento para el pago de salarios de aquellas pymes de hasta 50 empleados que no catalogan para acceder a la línea de crédito anunciada por el BCRA. 

Asumiendo que todas las empresas de hasta 50 empleados accedieran a esta vía de financiamiento para el pago de salarios, el costo fiscal inicial del programa rondaría los $ 103.500 millones mensuales (0,3 % del PBI estimado para 2020 pre-aislamiento por cada mes en que se implemente, que serían luego recuperados por el estado nacional).

2.- Contribuciones patronales: se propone incrementar por tres meses (prorrogable por la autoridad de aplicación) el mínimo no imponible de contribuciones patronales a $ 17.500 por trabajador para todas las empresas de hasta 50 empleados (máximo previsto para actividades particulares). En paralelo, sería deseable establecer un programa especial de facilidades de pago de AFIP, para cubrir los aportes patronales de los próximos tres meses en 12 cuotas a partir del cuarto mes.

B.- MEDIDAS PARA ASEGURAR QUE LA REAPERTURA DEL CLEARING NO IMPLIQUE RUPTURA DE LA CADENA DE PAGOS

A partir de la reapertura del clearing bancario, y a los fines de evitar que se dispare la tasa de cheques rechazados, solicitamos que:
a.- El BCRA inste a la implementación de un sistema que permita a las pymes informar a la red bancaria un orden de prioridad entre los cheques a vencer durante el período que dure el aislamiento social obligatorio, que operará como sustituto de la fecha de vencimiento.
b.- Sin perjuicio de lo anterior, implementar la posibilidad de que las pequeñas y medianas empresas puedan girar en descubierto de manera compulsiva (e independientemente de su calificación crediticia) a una tasa máxima del 10% anual, por el equivalente a las obligaciones pendientes de cancelación seleccionadas, o el saldo disponible en igual día del mes de febrero de 2020.
c.- Implementar coberturas especiales para todos los adelantos de cuenta corriente que tuvieron lugar en el marco del aislamiento social obligatorio dada la imposibilidad de realizar depósitos.

C.- AMPLIACIÓN DEL INGRESO FAMILIAR DE EMERGENCIA PARA MÁS CATEGORÍAS DEL MONOTRIBUTO

Incluir a las categorías C y D (facturación mensual promedio de $34.789 y $ 52.166, respectivamente) como beneficiarias del IFE, con el objetivo de promover los emprendimientos teniendo en consideración que son muchos los jóvenes que están dando sus primeros pasos y necesitan este respaldo para consolidar el crecimiento de sus empresas.

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 27 de marzo de 2020

X
 
25/03/20 Comunicado

CAME en alerta por la apertura del Clearing

Desde la entidad representativa de las pymes piden que se reformule la resolución del Banco Central de la República Argentina (BCRA), considerando que desde hace una semana se han visto reducidos los ingresos y las pequeñas y medianas empresas no podrán hacer frente a los compromisos pendientes, interrumpiendo la cadena de pagos.

Desde la entidad representativa de las pymes piden que se reformule la resolución del Banco Central de la República Argentina (BCRA), considerando que desde hace una semana se han visto reducidos los ingresos y las pequeñas y medianas empresas no podrán hacer frente a los compromisos pendientes, interrumpiendo la cadena de pagos.

En el marco de la emergencia sanitaria causada por la propagación del virus COVID-19, la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) mostró su preocupación por la medida adoptada ayer por el BCRA, mediante una nota dirigida a su presidente, Miguel Ángel Pesce, para que reformule el descongelamiento de descubiertos para pymes, especialmente para MiPyMES hasta tramo I, y proponen que en cada caso se pueda disponer un esquema de negociación gradual para la cancelación de pagos, que contemple esta excepcional contingencia, preservando la supervivencia y actividad del sector.

“Los pequeños comercios, la industria, los servicios y la construcción no podrán enfrentar el pago de los cheques emitidos con anterioridad a la cuarentena, están sin caja diaria, lo ideal es hacerlo de forma progresiva”, señaló el presidente de CAME, Gerardo Díaz Beltrán, y añadió: “Hoy la prioridad es pagar sueldos”.

Para acceder a la carta enviada, haga clic aquí.


Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 25 de marzo de 2020

X
 
22/03/20 Comunicado

Producción de la industria pyme.
Resultados del mes de febrero 2020

La producción de las Pymes Industriales creció 1,4% en febrero 2020 frente a igual mes del año pasado. Es la primera variación positiva después de 21 meses consecutivos de caída.

La producción de las Pymes Industriales creció 1,4% en febrero 2020 frente a igual mes del año pasado. Es la primera variación positiva después de 21 meses consecutivos de caída.

En la comparación mensual la industria pyme descendió 2,5%, que se explica básicamente por factores estacionales (la medición es sin desestacionalizar).

De los 11 rubros relevados, 5 aumentaron en la comparación anual y 6 cayeron, mostrando la heterogeneidad que todavía mantiene el sector industrial.

El incremento del mes estuvo empujado por las firmas con más de 50 empleados, que crecieron 3,4% en su producción (comparando febrero 2020 vs. febrero 2019). Ese comportamiento se explica en parte por la mejor performance exportadora de esas empresas. En cambio, aquellas con menos de 50 empleados bajaron 0,6% anual.

Los datos surgen de la Encuesta Mensual Industrial de CAME entre 300 industrias pymes de todo el país. El Índice de Producción Industrial Pyme (IPIP) se ubicó en 76 puntos en febrero.


Fuente: CAME

Los cinco sectores con suba anual en el segundo mes de 2020 fueron: Productos Químicos (10,1%), Productos electro-mecánicos, informática y manufacturas varias (7,5%), Productos de metal, maquinaria y equipo (7,6%), Productos de caucho y plástico (3,1%) y Papel, Cartón, Edición e impresión (5%).

En cambio, cayeron: Minerales no metálicos (-1,4%), Material de transporte (-10%), Maderas y muebles (-2,5%), Alimentos y bebidas (-0,3%), Calzado y marroquinería (-2,5%) y Productos textiles e indumentaria (-5%).

A pesar de la mejora en la actividad de febrero, solo 24,2% de las industrias relevadas cree que en 2020 su producción finalizará con crecimiento. Incide que la encuesta se realizó en la primera quincena de marzo, con el inicio de la crisis sanitaria, lo que afectó las expectativas a futuro. En cambio 51,7% cree que se mantendrá igual que el año pasado y otro 13% no sabe. Como dato positivo, solo 11,1% cree que puede seguir cayendo.

Febrero: primer mes de crecimiento en la industria Pyme
Variación interanual

En febrero se mantuvo sin cambios el porcentaje de empresas con rentabilidad positiva, en 44,3% y subió muy levemente, a 19,2% la proporción de industrias con rentabilidad negativa (desde el 19,0% en enero).

El uso de la capacidad instalada en tanto, subió 2,9 puntos, de 63,4% en enero a 66,3% en febrero, reflejando la mayor producción en algunos sectores.

En cuanto a la situación general de la empresa, el 36,1% la evaluó como buena, el 50,5% como regular y 13,5% como mala, manteniéndose en valores similares a enero. Se explica porque la proporción de industrias en crecimiento todavía se ubica en niveles bajos: 47,7% en febrero.

Lo que se incrementó en el segundo mes del año, fueron las expectativas de inflación de los industriales para los próximos 12 meses: pasaron de 39% en enero a 41,9%, en parte influenciada por la incertidumbre en torno al coronavirus, que generó algunas demoras en las entregas de mercaderías y mayores exigencias en pagos contado o plazos breves. Eso generó ciertas especulaciones sobre una posible aceleración inflacionaria.

Notas Metodológicas

Consideraciones Generales

El Índice de Producción Industrial PYME (IPIP) mide el desempeño mensual en la producción manufacturera de las pequeñas y medianas industrias (PYMIS) argentinas. La información se obtiene durante los primeros 20 días del mes en base a encuestas directas realizadas entre 300 pymes industriales del país. Releva todos los meses un equipo de 30 encuestadores localizados en las ciudades capitales, Ciudad de Buenos Aires y Gran Buenos Aires (zona Sur, zona Norte y zona Oeste). A su vez, un equipo de 6 supervisores desde CAME controlan la calidad de la información recolectada y coordinan el equipo de encuestadores.

Las empresas relevadas han sido seleccionadas en función de tres variables:

  1. Tipo de producto elaborado por la empresa: se determinaron artículos que reflejen de manera más fehaciente el nivel de actividad del sector, ya sea en forma directa como indicador representativo de la producción, o en forma indirecta por constituir el insumo principal de otro sector.

  2. Localización geográfica de la empresa: se seleccionaron firmas localizadas en regiones con predominancia en la fabricación de los productos preseleccionados.

  3. Calidad de la información: se relevan firmas donde pudo comprobarse la calidad y precisión de los datos aportados.

Consideraciones Particulares

El IPIP está dividido en 11 sub ramas industriales. Para determinar el valor del IPIP se elaboran números índices de cada una de esos rubros y del nivel general que reflejan la evolución de la producción industrial en términos de volumen físico. Los índices resultan útiles para homogeneizar a las variables, facilitando su comparación a lo largo del tiempo. El año base de la serie se estableció en diciembre de 2008.

La ponderación de cada una de las ramas industriales se realizó en base al Censo Económico 2004 y al Mapa PYME elaborado por la Sepyme. La consideración asignada a cada sector se puede leer en la siguiente tabla:


Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 22 de marzo de 2020

X
 
19/03/20 Comunicado

Las pymes estamos en cuarentena

Ante la emergencia decretada por la pandemia del coronavirus, desde la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) destacamos las medidas que adoptó el Gobierno nacional en línea con los 9 puntos que solicitó la entidad la semana pasada.

Ante la emergencia decretada por la pandemia del coronavirus, desde la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) destacamos las medidas que adoptó el Gobierno nacional en línea con los 9 puntos que solicitó la entidad la semana pasada.

Sin embargo, dada la velocidad de los acontecimientos y la paralización de infinidad de actividades, y teniendo en cuenta la importancia de las pymes en materia de generación de empleo, solicitamos la urgente implementación de la siguiente batería de medidas complementarias:

Medidas para mitigar el costo laboral

1) Ampliar la eximición sobre contribuciones patronales a todas las micro y pequeñas empresas y permitir el cómputo del total del Mínimo No Imponible (MNI) a todas las medianas tramo I.
2) Flexibilizar los efectos del contrato de trabajo para quienes no puedan trabajar desde su casa.
3) Eximir del pago de las cuotas del monotributo y autónomos durante los meses de abril, mayo y junio.
4) Excluir a las pymes del Decreto que determina la doble indemnización. Preservación del empleo facilitando un rápido acceso al sistema REPRO. Contemplar el sostenimiento financiero para contener a la masa salarial.
5) Gestionar, mediante la Superintendencia de Riesgos del Trabajo, que la ART asuma tanto las licencias de los trabajadores determinadas por Resolución 207/2020 del Ministerio de Trabajo, como así también la de los trabajadores que deban cumplir la cuarentena ante el cierre de la pyme por la posible situación de un caso portador de COVID-19. Si esto no fuera posible, solicitamos se asuma dicha licencia en el mismo sentido que la otorgada por Maternidad, es decir, a cargo de ANSES.

Medidas financieras

6) Postergarle por 90 días a las pymes el pago de todas las deudas con entidades financieras. 7) Congelar durante 90 días los intereses financieros de los atrasos que tienen las empresas.
8) Generar líneas de créditos de interés nulo y de otorgamiento automático para empresas o comercios que deban cerrar por cuarentena forzosa, para así hacer frente al pago de salarios.

Medidas impositivas

9) Postergar por 90 días el pago de las cuotas de moratorias con AFIP que las pymes tengan vigentes.
10) Suspender el impuesto a los créditos y débitos bancarios para favorecer las transacciones sin contacto.
11) Ampliar plazos de IVA a 90 días de manera automática para las MIPYMES.
12) Eximir a las empresas en crisis del pago de ganancias, IVA y contribuciones patronales durante el período que rija la medida de emergencia.
13) Extender los impuestos a ser incluidos en la moratoria a todos aquellos que venzan hasta el 31/3/2020.
14) Postergar los plazos para adherir a la moratoria para empresas pyme (Ley 27.541 y Decretos 99 y 116/2020).
15) Suspender toda medida cautelar que afecte la liquidez y el capital de trabajo.
16) Aplicar lo dispuesto para los rubros Hotelería y Gastronomía al resto de las pymes.
17) Liquidar los saldos disponibles por Impuesto a las Ganancias para hacer frente a los diferentes costos (como haberes) en el tiempo que dure la emergencia sanitaria.
18) Amortización fiscal para herramientas adquiridas para home office o teletrabajo en pymes.

Medidas complementarias

19) Congelar los alquileres comerciales a enero 2020 y prorrogar el vencimiento contractual en forma automática a pedido del locatario. Campaña de comunicación instando a los propietarios a rebajar alquileres durante la crisis.
20) Eximir por 60 días del pago de luz, gas y agua a las empresas afectadas.
21) Eximir las penalidades establecidas por el BCRA de la reglamentación para cuenta corriente bancaria. Establecer como rechazos no computables –punto 8.3.1 de la sección 8 de las normas de referencia, los cheques rechazados por falta de fondos o a la registración no se computen, para su inclusión en la base de datos de cuentacorrentistas inhabilitados, a los comerciantes y microempresas afectados.
22) Instruir a todas las empresas y reparticiones estatales el pago inmediato de facturas vencidas de los proveedores pymes, e instruir que se acepten dentro de los 10 días dichas facturas para que las pymes puedan eventualmente obtener el descuento de las mismas en el mercado de capitales o bancario, a fin de dotarlas de liquidez.
23) Solicitar a los gobiernos provinciales y municipales el apoyo a estas medidas y el acompañamiento mediante la flexibilización de vencimientos de impuestos subnacionales. Suspender las retenciones SICREB y todas las originadas por convenios multilaterales. Reintegrar los saldos disponibles para hacer frente a pagos salariales.
24) Prorrogar estas medidas mientras la pandemia se extienda en el tiempo.


Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 19 de marzo de 2020

X
 
18/03/20 Comunicado

Dirigentes de CAME acuerdan con el ministro Basterra políticas para las economías regionales

Una comitiva de Economías Regionales de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), encabezada por el presidente de la entidad, Gerardo Díaz Beltrán, se reunió con el ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, Luis Basterra; y reclamó políticas diferenciales para que el sector pueda desarrollar todo su potencial.

Una comitiva de Economías Regionales de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), encabezada por el presidente de la entidad, Gerardo Díaz Beltrán, se reunió con el ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, Luis Basterra; y reclamó políticas diferenciales para que el sector pueda desarrollar todo su potencial. El nuevo esquema de retenciones, el alto costo energético, la prefinanciación de exportaciones, y la participación en el Consejo Federal Argentina Contra el Hambre fueron los temas abordados durante el encuentro.

Basterra junto  al presidente de CAME, Gerardo Díaz Beltrán, y otros dirigentes
Basterra junto al presidente de CAME, Gerardo Díaz Beltrán, y otros dirigentes

Sobre los derechos de exportación, Basterra destacó las más de 130 notas recibidas por parte de las entidades adheridas a la Red CAME, solicitando que los productos de las economías regionales no tributaran más del 5%. Dentro de las 606 posiciones arancelarias analizadas hasta el momento, y tras una ardua negociación, varios productos agroindustriales fueron incluidos dentro del universo de las “economías regionales” – tributarán un 5% -; pero otros han quedado afuera, como es el caso del tabaco, y están siendo objeto de estudio.

Dentro de los costos de producción que afrontan los productores, uno de los más críticos es la energía, por lo que se solicitó una tarifa diferencial para los regantes electrointensivos. Las producciones electrodependientes como, entre otras, la olivicultura y vitivinicultura, recurren a pozos profundos para poder regar. La olivicultura, por ejemplo, actualmente enfrenta una disminución del precio internacional del aceite de oliva, y a eso se suma un alza en los costos energéticos, que rondan los 500 dólares por hectárea. Con respecto a la actividad viñatera y ante el sobrestock existente, se planteó correr la fecha de liberación de los vinos nuevos para el 31/08/2020, de forma tal de poder mejorar su precio y, por lo tanto, también el de la uva. Con esta medida se beneficiaría al pequeño y mediano productor que, si bien ya ha entregado su producción, el precio es reajustable cada 15 días según el precio de mercado.

En este escenario de costos en alza y caída en las ventas, los productores pymes también manifestaron la necesidad de contar con herramientas para poder financiarse de forma ágil y a tasas razonables. China, uno de los principales destinos de nuestras exportaciones agroalimentarias, ha dejado de prefinanciar exportaciones con motivo del coronavirus, por lo que se requieren líneas de crédito para tal fin. El Ministro se comprometió a generar una reunión con el titular del Banco Nación, teniendo en cuenta la situación a la que probablemente nos enfrentaremos: caída de la demanda, tanto a nivel interno como externo.

En relación al desarrollo del mercado local e internacional, los dirigentes de CAME presentaron la certificación de Triple Impacto “CAME Sustentable”, iniciativa alineada con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas (ODS) que, entre otros beneficios, permite mejorar la calidad de los procesos productivos, aportando criterios para la eficiencia en el uso de los recursos, la minimización de impactos negativos y maximización de los positivos en el entorno social, ambiental y cultural. El estándar es aplicable a todas las empresas del sector agroalimentario – aunque está previsto que pueda ampliarse a otros sectores de la economía- , que deseen implementar un sistema de gestión sustentable.  

La importancia de transparentar los mercados, acercando el productor al consumidor, fue otro de los grandes temas abordados. Desde CAME se propuso el regreso de los remates físicos de frutas y hortalizas al Mercado Central, acción que podría replicarse en cada uno de los mercados concentradores provinciales. En esa línea, los referentes de CAME celebraron la sanción de la Ley de Góndolas, al considerarla un primer paso para empezar a discutir sobre “comercio justo”.

“Tenemos que lograr desarrollar la potencialidad de cada una de las cinco Regiones que integran la Argentina. Necesitamos políticas diferenciales que se ajusten más a las necesidades de cada sector productivo, por tamaño y ubicación de la empresa”, señaló el presidente de CAME, Gerardo Díaz Beltrán

En ese sentido y en pos de alcanzar un desarrollo productivo con equidad territorial y social, CAME propuso crear, en el ámbito del Ministerio de Agricultura, un espacio propio para las economías regionales, orientado a reducir las mencionadas asimetrías y atender particularmente la agenda de cada una de las producciones.

En cuanto a las políticas diferenciales, los representantes de CAME destacaron la importancia de que cada Convenio Colectivo de Trabajo posea un “capítulo pyme”, a fin de poder contemplar sus particularidades.

Por último, y con respecto a la participación de la Confederación en el Consejo Federal Argentina Contra el Hambre, varios productores de entidades adheridas se pusieron a disposición del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación para poder ofrecer sus productos a precios preferenciales, tal es el caso de los productores de peras y manzanas del Alto Valle de Río Negro y Neuquén.

Tanto Basterra como los dirigentes de CAME se comprometieron a mantener el diálogo y elaborar una agenda común. Una vez finalizado el estado de emergencia sanitaria en el que se encuentra nuestro país, se le propuso al titular de la cartera poder participar de una Mesa Ejecutiva de Economías Regionales junto a más de 20 dirigentes agropecuarios argentinos, de los complejos productivos más diversos.

Del encuentro participaron también Julián Echazarreta, secretario de Agricultura, Ganadería y Pesca; Eduardo Garcés, presidente de la Federación de Viñateros y Productores Agropecuarios de San Juan; y Julián Clusellas, vicepresidente de la Federación Olivícola Argentina (FOA); ambas entidades adheridas a la Red CAME; Eduardo Rodríguez Pablo Vernengo, presidente y director ejecutivo del área de Economías Regionales de la Confederación, respectivamente.  

 

Luis Basterra junto a los  dirigentes del área de Economías Regionales de CAME
Luis Basterra junto a los dirigentes del área de Economías Regionales de CAME

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 18 de marzo de 2020

X
 
17/03/20 Comunicado

CAME FIRMA CONVENIO CON EL GOBERNADOR
UÑAC PARA LANZAR “TIENDA SAN JUAN”

Esta tarde el gobernador sanjuanino Sergio Uñac acordó con las autoridades de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) impulsar la transformación digital del comercio con el desarrollo e implementación de una nueva tienda virtual.

Esta tarde el gobernador sanjuanino Sergio Uñac acordó con las autoridades de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) impulsar la transformación digital del comercio con el desarrollo e implementación de una nueva tienda virtual.


El presidente de CAME, Gerardo Díaz Beltrán,
junto al gobernador de San Juan, Sergio Uñac

La medida tiende a formalizar el comercio local y darle oportunidades para que los comerciantes locales puedan ofrecer sus productos y vender a través de una plataforma de compras online.

A partir de este convenio, y en momentos donde se necesita contar con otros canales de ventas, la tecnología será una aliada clave para evitar una mayor caída de la actividad ante la escasez de clientes en las calles, protegiendo y generando nuevos puestos de trabajo.

San Juan se suma así a la implementación de la plataforma e-commerce que ya adoptó la provincia de Salta con el apoyo técnico de la entidad representativa de las pymes.


Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 17 de marzo de 2020

X
 
15/03/20 Comunicado

Productos del agro: por segundo mes consecutivo cae la brecha entre precios de góndola y producción (-7,3%)

La brecha de precios para el promedio de los 25 principales productos agropecuarios que se sirven en la mesa familiar bajó 7,3% en febrero, a 4,7 veces. Las brechas alcanzaron un máximo de 13,6 veces en el caso de la naranja, y de 2,4 veces para el huevo. La participación del productor también se elevó a 25,4%, el valor más alto en 27 meses.

La brecha de precios para el promedio de los 25 principales productos agropecuarios que se sirven en la mesa familiar bajó 7,3% en febrero, a 4,7 veces. Las brechas alcanzaron un máximo de 13,6 veces en el caso de la naranja, y de 2,4 veces para el huevo. La participación del productor también se elevó a 25,4%, el valor más alto en 27 meses.

Ante una mayor sensibilidad por parte de los consumidores y del gobierno nacional con respecto al aumento del Índice de Precios al Consumidor (IPC) para el segmento “Alimentos y Bebidas No Alcohólicas” (2,7%), por encima del IPC (2%), quienes actúan como formadores de precios en las cadenas de valor trabajaron con más cautela en sus márgenes de ganancia, hecho que se vio reflejado en la caída del Índice de Precios en Origen y Destino (IPOD).

En la misma línea, se destaca la sanción de la Ley de Góndola, la que tuvo la adhesión de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), ya que es un instrumento decisivo para el consumidor y también para las pymes, porque además de garantizar el espacio en góndola (mayores oferentes de las pymes agroalimentarias), penaliza a las prácticas abusivas.

• La brecha de precios entre lo que pagó el consumidor y lo que recibió el productor por los productos agropecuarios en el campo bajó 7,3% en febrero. Hubo 10 productos en alza y 15 con bajas de brechas, pero la caída en el valor promedio estuvo empujada por la menor brecha de la lechuga (-54,2%), de la pera(-42,9%) y del repollo (-35,2%).

• En promedio, los consumidores pagaron 4,68 veces más de lo que cobró el productor por los productos en la tranquera de sus campos, cuando en enero la diferencia fue de 5,05 veces y en diciembre de 5,11.

• Los datos surgen del Índice de Precios en Origen y Destino (IPOD) que elabora el sector de Economías Regionales de CAME en base a precios diariosonline de los principales supermercados del país, más de 700 precios de verdulerías y mercados para cada producto, y precios de origen de las principales zonas productoras que releva un equipo de 35 encuestadores.

• En febrero el IPOD agrícola bajó 9,4% y fue el principal impulsor en la mejora de ese indicador. La brecha para esos productos promedió en 4,9 veces, ubicándose 12,4% abajo del mismo mes del año pasado.

• El IPOD ganadero, en tanto, subió por segundo mes seguido (+4,6%), a 3,61 veces, y se ubicó también 1,4% arriba del mismo mes de 2019.

• La participación del productor en el precio final subió 8,1% en febrero, a 25,4%.

Índice de Precios en Origen y Destino de Productos Agropecuarios (IPOD)

Fuente CAME

Mayores y menores brechas

• En febrero hubo un sólo producto con brecha de dos dígitos. Fue la naranja, donde el precio se multiplicó por 13,6 veces desde que salió del campo.

• Le siguieron, más atrás, la mandarina (8,5 veces), la pera (7,6 veces), el limón (6,8 veces) y la manzana (6 veces).

• Los productos con menores brechas, en tanto, fueron: el huevo (2,38 veces), el pollo (2,58 veces), la lechuga (2,7 veces), el repollo (2,77 veces) y la papa(2,82 veces).

Productos con mayor y menor brecha IPOD
Febrero de 2020

Analizando los IPOD individuales (para cada producto), este mes los dos extremos estuvieron dados por la naranja, con una brecha de 13,6 veces, la mayor del mes, y el huevo, donde la brecha fue de 2,38 veces.

Dónde subió más y bajó la brecha

En febrero 2020 hubo 10 productos donde las brechas subieron y 15 donde bajaron. Este último efecto se sobrepuso y determinó que la brecha tuviera un descenso mensual importante.

• Entre los dos principales productos que alentaron la baja en el IPOD estuvo la lechuga, donde la brecha pasó 5,89 veces en enero a 2,7 veces en febrero. Porcentualmente, la baja mensual fue de 54,2%, que se explica por un aumento del 141% en los precios de origen frente a un aumento de 10,3% en los precios de destino. La variación del precio en origen, según afirman los productores, responde a cuestiones climáticas. Las altas temperaturas repercutieron negativamente en la producción de hoja verde aumentando su precio. También hay que destacar que en períodos de altas temperaturas los consumidores optan más por productos frescos, como las frutas y los vegetales, elevando su demanda y afectando su precio. Interanualmente, los precios de origen subieron 164,6%.

Productos donde más aumentó y más bajó la brecha
Febrero de 2020

 

• El segundo producto que incidió en la baja fue la pera, donde la brecha se redujo 42,9%. Esta caída responde a un aumento del 61,5% en los precios de origen y a una disminución de 7,8% en los precios de destino. La variación del precio en origen, según los productores, se debe a un aumento de la exportación de la fruta a Europa dado que la producción de aquel continente se vio afectada por una helada. Eso, junto con la desaparición de varios productores por la coyuntura económica, generó una caída en la oferta y un subsecuente aumento de los precios locales. Interanualmente, el precio de origen subió 56,5%.

• En cambio, entre los dos productos donde más fuerte subió la brecha estuvo el limón, que pasó de 5,96 veces en enero a 6,75 veces en febrero (+13,2%). El aumento de la brecha IPOD se explica por una disminución del 6,4% en los precios de origen frente a un aumento de 6% en los precios de destino. Interanualmente, se observa una variación del 97,3% en el precio de origen. La variación del precio en origen respondió a una sobreoferta por el ingreso de productos de la provincia de Misiones, acompañado de una baja demanda.

Participación del productor

• La menor brecha del mes permitió un aumento de 8,1% en la participación promedio del productor en el precio final del producto, que pasó de 23,5% en enero a 25,4% en febrero.

Participación del productor en el precio final

Los productos con menor participación del productor en el precio final en el mes volvieron a ser: la naranja con apenas el 7,4%, la mandarina con 11,7% y lapera con una participación de 13,1% del precio final. En total hubo ocho productos donde el productor tuvo participaciones menores al 20% en el mes.

En cambio, en el huevo el productor se llevó el 41,9% del precio que pagó el consumidor, en el pollo el 38,8% y en la lechuga el 37,1%.

Productos con mayor y menor participación del productor en el precio final
Febrero de 2020

El IPOD es un indicador elaborado por el área de Economías Regionales de CAME para medir las distorsiones que suelen multiplicar por varias veces el precio de origen de muchos productos agropecuarios en el recorrido desde que salen del campo y hasta que llegan al consumidor. Esas distorsiones son muy dispares según producto, región, tipo de comercio y época del año.

En general, las diferencias están determinadas por un conjunto de comportamientos, algunos especulativos de diferentes actores del mercado, básicamente de las grandes cadenas de supermercados que se abusan de su posición dominante en el mercado. Otros son factores comunes como la estacionalidad, que afecta a determinados productos en algunas épocas del año, o los costos de almacenamiento y transporte.

BRECHA IPOD: diferencia entre el precio de origen y el precio de destino
Febrero de 2020


Fuente: Área de Economías Regionales, CAME

Metodología del IPOD

El Índice de Precios en Origen y Destino (IPOD) comenzó a realizarse en agosto de 2015 como una herramienta para conocer las diferencias en el precio que se pagan por algunos productos alimentarios en el campo y en el mercado de consumo.

El relevamiento para elaborar el IPOD de febrero se realizó en la segunda quincena del mes, con una cobertura geográfica nacional.

Para obtener los precios de destino se relevaron más de 500 precios de cada producto en la Ciudad de Buenos Aires, Provincia de Buenos Aires, Corrientes, Córdoba, Entre Ríos, Santa Fe, Mendoza, Salta, San Juan y Santa Cruz. El relevamiento se complementó, además, con un monitoreo diario de los precios onlinede las principales cadenas de hipermercados.

Para obtener los precios de origen se consultó telefónicamente a 10 productores de cada alimento localizados en las principales zonas productoras de cada uno de esos productos.

A través del IPOD se busca conocer la variación en el nivel de precios en dos momentos de la etapa de comercialización de un producto alimenticio. Estas etapas son:

- Precio de origen: precio que se le paga al productor.

- Precio de destino: precio del producto en góndola.

Así, la diferencia de precio origen-destino indica la cantidad de veces que aumenta el precio del producto al comercializarse en góndola.

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 15 de marzo de 2020

X
 
13/03/20 Comunicado

CAME pide mecanismos de contención por el impacto
del coronavirus en las pymes

La Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) advierte que falta normativa sobre la modalidad de teletrabajo (home office), atentos a que la Resolución 178/2020 del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social establece "licencia excepcional" de trabajadores.

La Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) advierte que falta normativa sobre la modalidad de teletrabajo (home office), atentos a que la Resolución 178/2020 del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social establece "licencia excepcional" de trabajadores.

Además, desde la entidad estiman un fuerte impacto económico por la cancelación de eventos, reuniones y rondas de negocios.

Sin duda, la combinación de factores globales como el avance del COVID-19 y los diversos conflictos regionales existentes, junto a la precariedad de la situación interna, generarán efectos en la economía cuyo alcance se desconoce.

Lo que sí se sabe es que hay que actuar. Por ello, CAME pide 9 medidas para enfrentar la coyuntura global y nacional ante las circunstancias que exigen una respuesta rápida, profunda, eficaz y socialmente articulada.

ANTE EL AVANCE DEL COVID-19, LA CAME PROPONE

1) Consumir lo hecho en Argentina: Mediante un acuerdo nacional donde el sector público y el privado eleven el consumo de bienes fabricados en el país.

2) Ante las dificultades ya existentes para garantizar la proveeduría de insumos provenientes del este de Asia y la India, es fundamental crear un programa de contingencia para priorizar su fabricación en Argentina.

3) Un programa de reactivación de las denominadas industrias sensibles (manufacturas, textiles, metalmecánica, insumos básicos, construcción, etc.), que requieren de mano de obra intensiva y una gran cadena de valor asociada.

4) Generar certidumbre en sectores estratégicos frente a la actual coyuntura, garantizando la producción y el procesamiento de alimentos, bebidas y medicinas.

Ante el avance del COVID-19, se requiere que estos sectores de vital importancia para la seguridad nacional, sigan operando sin contratiempos, alejados de conflictos legales, gremiales y operativos.

5) Un acuerdo de preservación del empleo, con certidumbre fiscal, de seguridad pública y de regulación.

Ante la salida de capitales especulativos que el COVID-19 ha provocado y las restricciones que existirán en el comercio internacional, Argentina cuenta con la inversión productiva de los industriales, que ha estado presente aún en los momentos más álgidos de la historia reciente; sin embargo, para ello es necesario eliminar los aspectos endógenos que generan incertidumbre.

6) Conformación de una mesa nacional anticrisis, integrada entre el sector público, el privado, entes tecnológicos, universidades y entidades de cúpula, para valorar el entorno de riesgo generado por el COVID-19 a nivel global y nacional. A partir de ello, asumir decisiones de manera rápida y expedita. 

7) Regular a la brevedad la modalidad de teletrabajo (home office), dando certidumbre al empresario y al empleado.

8) Declarar la emergencia de las agencias de viaje.

9) Ordenar la desinfección diaria del transporte público.

"Desde CAME confiamos en la voluntad del Presidente de la Nación de trabajar hombro con hombro para superar el reto que tenemos por delante ante este nuevo fenómeno", manifestó el titular de la entidad representativa de las pymes, Gerardo Díaz Beltrán.


Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 13 de marzo de 2020

X
 
08/03/20 Comunicado

Ventas minoristas pymes: resultados del mes de febrero 2020

Las ventas minoristas cayeron 1,1% anual en febrero medidas en cantidades. En la modalidad online crecieron 10,7% anual y en locales físicos cayeron 2,3%. Como noticia positiva, en marzo volvió a subir levemente la proporción de comercios que espera que las ventas mejoren o se mantengan como ahora en los próximos tres meses (de 86,1% en enero a 86,8% en febrero).

Las ventas minoristas cayeron 1,1% anual en febrero medidas en cantidades. En la modalidad online crecieron 10,7% anual y en locales físicos cayeron 2,3%. Como noticia positiva, en marzo volvió a subir levemente la proporción de comercios que espera que las ventas mejoren o se mantengan como ahora en los próximos tres meses (de 86,1% en enero a 86,8% en febrero).

• Las cantidades vendidas por los comercios minoristas cayeron 1,1% en febrero frente a igual mes de 2019 y acumulan una baja de 2,3% anual en el primer bimestre del año.

• Así surge de la medición de CAME en base a 1.100 comercios de todo el país relevados entre el lunes 2 y el sábado 7 de marzo por un equipo de 30 encuestadores localizados en las capitales del país, el GBA y la CABA.

• Las ventas en locales al público cayeron 2,3% anual y en la modalidad online subieron 10,7% anual, marcando el pulso de una tendencia que llegó para quedarse, como es la venta por Internet.

• El consumo de febrero se vio favorecido por la mayor cantidad de argentinos que veranearon dentro del país y posibilitaron una temporada récord en materia turística.

Variación anual de las ventas minoristas (en cantidades)

• En el caso de la venta online crecieron nueve de los 12 rubros relevados en la comparación anual, uno se mantuvo sin cambios y dos cayeron. En la venta física cayeron 10 de los rubros relevados y dos se mantuvieron sin cambios. Y si se toma la variación total subieron cuatro rubros y ocho cayeron.

• En el segundo mes del año, las menores bajas porcentuales en la comparación anual ocurrieron en “Neumáticos y repuestos de autos y motos” (-0,7%), “Ropa y artículos deportivos y de recreación” (-1,8%) y “Bazar y regalos” (-1,6%).

• A su vez, subieron: “Alimentos y bebidas” (0,8%), “Indumentaria” (1,8%), “Juguetería y artículos escolares” (2,5%) y “Calzados y marroquinería” (0,7%).

• La baja más fuerte en el mismo período de comparación (febrero 2020 vs. febrero 2019), se dio en “Joyería, relojería y bijouterie” (-6,5%), especialmente por la baja demanda en relojerías y joyerías, un rubro no sólo muy afectado por la crisis económica, sino también por la venta informal y la caída en el uso generalizado del reloj pulsera.

• Como dato positivo, las expectativas de los empresarios tuvieron una leve mejora, y el 86,8% espera que en los próximos tres meses las ventas se mantengan en los niveles actuales (44,5%) o suban (42,3%). En la encuesta realizada en febrero el 39,5% esperaba que subieran las ventas a tres meses.

Estimador de variación de ventas minoristas (físicas + online)
en cantidades vendidas

• Según la encuesta, para el 16,9% de los comercios relevados durante el mes se alargaron los tiempos de entrega de la mercadería de sus proveedores. En cambio, para el 76,4% se mantuvieron sin cambios y el 6,8% dice que se acortaron.

• Uno de los costos que permanentemente afecta al comercio es el alquiler del local.

• Especialmente pesa en momentos recesivos, donde las ventas caen y los comercios tienen dificultades para pagar ese costo, viéndose obligados a mudarse o a cerrar.

• Según surge de nuestra encuesta, el 72,9% de los comercios relevados alquila su local, lo que deja en claro la magnitud de ese problema.



Anexo metodológico

 • El relevamiento para evaluar la evolución interanual de las ventas minoristas del mes se realizó entre el lunes 2 y el sábado 7 de marzo de 2020.

• Se cubrió un universo de 1.100 comercios pymes de Ciudad de Buenos Aires, Gran Buenos Aires y el interior del país, en los principales rubros que concentran la venta minorista familiar, tanto con modalidad de venta física como online.

• El relevamiento se efectuó en los comercios chicos y medianos localizados en calles y avenidas comerciales de ciudades pequeñas, medianas y grandes a través de un equipo de 30 encuestadores localizados en las capitales de cada provincia, en CABA y en Gran Buenos Aires (con encuestadores en las zonas norte, sur y oeste).

• Para calcular la variación anual promedio de las ventas se utilizó un promedio ponderado. La ponderación de cada rubro se estimó de acuerdo al Censo Económico 2004/05 y datos relevados por CAME para conocer la distribución del consumo.

• A partir de abril 2019 se realizaron algunas modificaciones metodológicas que responden a los cambios en los patrones comerciales, con una mayor tendencia a ampliar rubros dentro de un mismo comercio y la irrupción de nuevos productos que vienen ganando espacio en la canasta de consumo familiar.

Se realizó para ello un reagrupamiento de los rubros, con la incorporación de algunos nuevos como celulares, cosmética o decoración del hogar, y la fusión de otros. El objetivo fue alcanzar una muestra más consistente en cada grupo (para mayor detalle consultar en CAME).

Ventas minoristas en diciembre 2019 (locales físicos y online)

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 8 de marzo de 2020

X
< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 141 >
Mostrar resultados de 1690
Ver versión de escritorio